No somos lo mismo

La definición de un nuevo gabinete de ministros como solución a los reclamos sociales en tiempo de elecciones mostró los matices dentro del FdT

Por César Briatore

Dicen que un malnacido, un mensajero del Poder Real, calificó alguna vez al cargo de Presidente de la República como Puesto menor. Esa osadía, que fue en sí misma violenta por poner en tela de juicio a la estructura del Estado de derecho, se eleva a una infinita potencia porque fue dicha justamente a un primer mandatario. Luego que la anécdota se repitió durante años más de un millón de veces él autor lo negó en un libro que pocos leyeron de modo que gira aún en el aire como cierta. No interesa si aquel diálogo fue verídico o no, lo importante es que desde hace décadas la actitud de este y otros poderosos ante las instituciones es al menos desafiante.

Cristina Kirchner mirando a Alberto Fernández

Estas fieras, en su concepción del orden de las cosas, en sus expresiones, actitudes y líneas editoriales manifiestan claramente un desdén hacía las atribuciones democráticas jactándose de una supuesta superioridad por sobre aquellos efímeros cargos públicos en más de un modo. Amos y señores de la verdad (del relato) se plantan en la dualidad interpretativa de jueces y verdugos libres de toda censura en nombre de la libertad de prensa, la República y el coso. Hacen y viven de la política a tal punto que terminaron siendo parte de ella, la parte enferma. Desde sus escenografías sientan a toda clase de alacranes para erosionar las decisiones democráticas y luego catapultan desde ahí mismo a extras de sus shows a la contienda electoral cerrando el círculo perfecto de una pseudo industria política que completa la manía por el Control y el Poder.

Lo que sucedió durante la semana siguiente a las PASO definitivamente no le gusta al círculo de poder. Perdieron por completo el control y la agenda, al menos por unos días, porque cada evento estaba fuera del guión. La espiral de rumores y hasta agresiones dentro del FdT no surgían de sus poderosas insistencias sino de la más cruda convicción ideológica. Se rompió la mecánica de la estigmatización opositora por un ejercicio sano de discusión de proyecto de país y autocrítica. El director del show y todo el círculo rojo fue desplazado por una semana a la butaca de espectador.

Pan y Queso

Al perder sorpresivamente (?) las PASO se sabía que era inmediato lo que ya se había hablado, un cambio de ministros. Algunos suponen que esto se resuelve como en un picado de potrero pero realmente no funciona así. Es más parecido a tirar un hueso fresco a una jaula llena de leones..Terminando la semana las declaraciones de Alberto Fernández no ayudaban para nada.. Se calificó la puesta a disposición de las renuncias como una estudiantina y se aseguró que el nuevo gabinete llegaría a Su tiempo, sin apuros ni presiones. ¡Macho dijo la partera Carajo!

En fin, tal vez lo más grueso e imprudente fue declarar que el nuevo gabinete no estaría conformado con figuras del riñón kirchnerista, error. Error no forzado porque nadie es adivino, los nombres para elegir son escasos y el FdT para seguir existiendo debe conservar la representatividad de las partes que lo conforman, simple. El día que se viole el respeto a ese principio dejará de existir. Alberto debe dejar de confiar tanto en el albertismo, socio minoritario de esta sociedad.

Llegó el viernes a la noche y el ambiente era vibrante, hermetismo y especulaciones, la prensa tiraba pescado podrido o simplemente inventaban para llenar horas de guardias periodísticas. Aseguraron que en representación del tire y afloje estaban trabajando para definir el nuevo gabinete Wado y Santiago haciéndolo, eso sí, con un pie afuera. Falso, quedaron ambos. Pasaron las 22 del viernes, cada figura se fue a su casa, Alberto se tomó el helicóptero solo para ir a descansar y sorpresivamente cuando todos pensaron que el fin de semana sería de películas apareció un comunicado con las designaciones acordadas.

Con la conformación del nuevo gabinete la editorial hegemónica retomó su norte, la mala es Cristina. “Ella es la ganadora” y “le torció el brazo al presidente”, de manual. De pronto para Majul, Viale, Leuco y Feinmann Alberto era el bueno, la víctima, el débil a proteger. Ya no era un cargo testimonial, un monigote que nos empobreció inútilmente sino otra triste víctima de la jefa de la banda.. Hacía horas, digamos el miércoles y el jueves antes de la carta que cambió todo le estaban midiendo el helicóptero para que Alberto se valla como una rata en otra lección de panquequismo mediático. En LN+, TN y medios satélites hablaron abiertamente de las opciones del primer mandatario y nunca se olvidaron de mencionar la renuncia. ¿Por una carta crítica de la mayor figura política del frente ante una clara derrota electoral?

La carta poderosa

La vicepresidenta, artífice de este armado político y por ende responsable de su destino hizo foco en tres cuestiones. 1) Que trabajó insistentemente sobre el rumbo social de las políticas adoptadas dejando espacio al titular del ejecutivo para decidir; 2) Que las operaciones de prensa que emanaban del albertismo debian terminar inmediatamente; 3) Que la política económica debe tener centralidad en el bienestar interior y no en la complacencia hacía el exterior.

Tiró muy pocos números pero estos explicaron que se priorizó el equilibrio fiscal antes que la reactivación de la economía, algo que debo notar es muy propio de los gobiernos liberales. Nombró solo a dos personas, una renunció indeclinablemente y la otra asume como ministro coordinador. Lo hizo otra vez. Pero lo terrible son las formas, los caminos efectivos hacía las soluciones Lo que no lograron 19 reuniones en privado lo logró una carta pública. Eso es lo poderoso.

De pronto el círculo se cierra, hay congruencia en los métodos de las dos caras de la moneda. El líder oscuro sabe que el poder no está en un cetro sino en tener la manija de la percepción de las masas. En contraposición, Cristina escuchó a su Pueblo y le habló sin filtros, desde un blog desde su casa. La prensa quedó de lado, la militancia leyó y exigió. No volvimos para esto.La verdad empodera y la política es solo un medio para ello. El silencio no sirve, las mesas chicas de espaldas a la sociedad conducen a enemistarse ante las masas. No puede ser que una líder natural tarde tanto en expresarse y que cuando lo haga no sea escuchada. Ella tiene un poder no buscado, ni siquiera cuidado por si misma. Fue consagrada por las mayorías populares a fuerza de años de conquistas sociales, ese poder es una devolución al trabajo y no una apuesta a un outsider. Ella fue puesta en el centro de la escena tanto por los que la aman como por sus enemigos y su centralidad es irrenunciable. Son fuegos que no se apagan..

Evidentemente hay tres figuras fuertes en la cima del FdT y cada una encara cada asunto a su modo. No hay hegemonía de criterios ni tampoco igualdad de fuerzas. Vicentin, las vías navegables y la deuda externa son solo alcahuetes de esas diferencias. No somos lo mismo bajo el signo PJ pero nos conviene estar unidos.

Llegamos a un momento muy esperado, estamos discutiendo lo que hay que discutir. Por delante, fuera del FdT se impulsa la formalización de una reforma laboral que se viene colando de hecho y esto parece casi inevitable. Tenemos un sistemático aumento de la pobreza con una acelerada concentración de la riqueza y si sucede en un gobierno peronista no puede llamarse así o al menos no podrá jactarse de Nacional y Popular. Estamos discutiendo todo, en democracia, expresándonos en las urnas y mirando al futuro. Estamos definiendo la continuidad liberal o el camino hacia un modelo de país de desarrollo sustentable y sobre todo inclusivo. Un país para Todos y Todas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s